Cuando me dijeron que iban a poner la primera “sangucheria  peruana” en Concepción, lloré un poquito harto para mi interior, porque tenía conocimiento de estos locales desde hace mucho tiempo en Chile (Santiago, principalmente) y siempre me cuestione el “por qué no habían en Concepción” y si bien, el concepto de comida peruana en Concepción se sobre exploto dejando solo a los mejores referentes, encuentro que la llegada de JUAN&PE era necesaria para los patacheros penquistas.

Tuve la oportunidad de ir onda al mes de lanzamiento de este local y fui con las expectativas EXTREMADAMENTE altas (ahí el problema). De hecho, la persona que me recomendó el local y me dio pie a cumplir “mi sueño” me dijo que fueron las mejores hamburguesas que había probado en Concepción y en su vida (¡prometo que dijo eso!), así que como les dije, mis expectativas eran muy altas y si bien, la comida era rica, sabrosa y “distinta”, NO ERAN LAS MEJORES HAMBURGUESAS DE MI VIDA, NI MENOS DE CONCEPCIÓN. Aun así, encontré todo muy rico pero no deslumbrante, como dice mi papá.

Honestamente, quede como se dice en buen chileno “con la bala pasada” y cada vez que alguien me hablaba de JUAN&PE, les decía que “Era rico, pero no las mejores hamburguesas de Concepción”. Obviamente hablaba desde la vereda del dolor y comentando que si bien no era malo, NO LO ENCONTRABA NADA DEL OTRO MUNDO.

Paso un buen tiempo y esta semana me invitaron a JUAN&PE y me di una nueva oportunidad.

El local tiene una ubicación espectacular, prácticamente en el centro mismo y si bien es bastante pequeño, tiene una cantidad de mesas decente y las 2 veces que he ido, no he tenido problema para ocupar un puesto. Personalmente me llama mucho la atención que el local sea tan chico, pero no es desagradable en el sentido de que escuchas lo que está hablando la mesa de al lado, además tiene una decoración que intenta ser muy “lolein” y en cierto sentido lo logra, por lo cual, no podría decir nada malo de esto.

Cuento corto, mire la carta y esta vez me aventure por el regalón de la casa:

Lomo Saltado”.

Lomo de res, cebolla morada, pimentón, cilantro, salsas peruanas y una abundante capa de papitas al hilo. Todo esto entremedio de en un crujiente pan ciabatta.
Para la sed, obviamente una Inca Cola.

Luego de pedir tú orden, te ponen un individual de papel con temática de JUAN&PE y traen las salsas de la casa:

  • .- Aceituna: Es una salsa morada con pintas negras. Rica y agradable.
  • .-Carretillera: Mayonesa, cilantro, ciboulet. Para mí, la favorita.
  • .- Rocoto: Yo no le hago a lo picante, pero al probarla me pico más de lo normal. Para las niñitas exploradoras como yo, es un poco fuerte, pero para los machos alpha lomo plateado, creo que está más que bien.

La primera vez que pedí un sanguche en JUAN&PE, lo que más me llamo la atención es que tu orden te las traen en un canasto metálico. Ahí te ganaste un punto importante JUAN&PE, porque no recuerdo algún local en Concepción que tenga lo mismo.

LOMO SALTADO

En esta ocasión fue lo mismo. Cuando me trajeron mi orden, tuve que tragarme cada maldita palabra que escupí al cielo alguna vez contra JUAN&PE. El olor ya era exquisito. Un sanguche grande y contundente, con una cantidad decente de ingredientes y muy ricos olor. La carne del sanguche estaba para re-chuparse los dedos, sabrosa, bien condimentada (condimentada de manera justa), jugosa. De verdad estaba exquisito, al nivel que cuando estoy escribiendo esto, estoy salivando hasta deshidratarme. Además, acompañado de esa salsa Carretillera, era (perdonen lo cargante) infinitamente rico. Era sudor de ángel.

En mi mente infantil, “creí” recordar que los sanguches traen papitas para picar (La vez pasada había pedido papitas y mi sanguche traía papitas), pero no todas traen y justo la mía no traía. Quede al debe ahí, pero de lo que recuerdo por mi experiencia antigua, estaban bastante ricas.

HAMBURGUESA JANY

También tuve el agrado de pegarle unas mordidas a la Hamburguesa Jany  y estaba muy buena, al nivel de que la próxima vez que vaya, ese será el plato que probare. Muy rica la mezcla entre la carne de la hamburguesa casera, queso fundido  y el hermoso tocino. La carne de la hamburguesa sobresalía por sobre todos los ingredientes me atrevería a decir, pero súmale a esto el queso fundido.

En resumidas cuentas, JUAN&PE las tiene todas:

 Ricos sanguches, buena atención, lindo y muy limpio local.

Si bien, no es mi local favorito, ni para mi tienen las mejores hamburguesas de Concepción, me atrevería a decir que están en un muy alto nivel, por lo que a cualquier ahora de verdad le recomendaría JUAN&PE.

Ricos Sanguches, acogedor local, buena atención y una grata experiencia. Imperdonable no probar un LOMO SALTADO para hacerse la idea de cómo es el local.

Que si lo recomiendo:

Claro que sí. Si quiere probar algo nuevo en Concepción, se lo recomiendo. Vale la pena probarlo.

A mejorar:

Si se hacen llamar una “Sangucheria Gourmet”, me parece poco profesional que usen vasos de plástico. No porque sea plástico, sino porque los vasos que pasan, son dignos para tomar terremoto el 18 de setiembre, es un poco grotesco y endeble.
Por otra parte, es muy poca la cantidad de salsa que te ofrecen. De todas formas, nunca se niegan a darte más salsas, pero es un poco molesto pedir tantas veces.

Lo Bueno:
El maestro planchero a la vista de todos, con show incluido. Se agradece ver como flamean los alimentos.
Local muy limpio. Si bien el baño es muy pequeño, todo esta extremadamente pulcro.

Lo Malo:

Encuentro visualmente muy atractivo el formato en que vienen tus sanguches o hamburguesas, pero personalmente siento que deberían traer una porción de papas fritas para degustar. Sé que venden porciones de papas, pero no les haría mal traer un poco. Sé que algunos sanguches traen, pero no todos y siento que esto debería ser ley.

Ubicación:

WEB:

http://juanype.cl/ !!!!PUEDES HACER PEDIDOS ONLINE!!!!